Tags

, ,

Las Ventajas Competitivas son las ventajas que tiene una empresa sobre el resto de la competencia. De acuerdo al modelo de ventaja competitiva de Porter, la estrategia toma acciones ofensivas o defensivas para crear su posición defendible en una industria, con la finalidad de hacer frente a la competencia. Según Porter, la ventaja competitiva permite desempeñarse por sobre el promedio de la industria.

Las ventajas competitivas se pueden dar en diferentes aspectos de la empresa, por ejemplo, puede haber ventajas competitivas en el producto, en la marca, en el servicio al cliente, en los costos, en la tecnología, en el personal, en la logística, en la infraestructura, en la ubicación, en las normativas de calidad, en los mercados específicos en que se participa, en las barreras de entrada a un mercado, etc.

La diferenciación es una forma de obtener una ventaja competitiva, al ofrecer productos o servicios diferentes o novedosos. Por ejemplo, si al ofrecer un producto innovador en diseño, podríamos obtener una ventaja competitiva en el diseño del producto. Podemos generar una ventaja competitiva al capacitar a nuestro personal en determinadas técnicas, procedimientos o tecnologías, para que brinde un excelente servicio al cliente.

Nuestra empresa podría no tener una ventaja competitiva en su actual mercado pero al incursionar en nuevos mercados puede que posea alguna ventaja respecto a los competidores de ese nuevo mercado.

La ventaja competitiva se materializa a través del modelo negocio que defina la empresa y éste a su vez se materializa en los procesos. Estos modelos de negocios en conjunto con la estrategia resultan ser la base fundamental del éxito o fracaso de un emprendimiento.

Una empresa que posee una ventaja competitiva, deberá definir en su modelo de negocio como se relacionará con sus proveedores, el proceso de valor agregado al interior de la empresa y la forma en que llega al mercado seleccionado, es decir, el modelo de negocio definirá la estructura de la cadena de valor.

Existe una amplia literatura sobre los modelos de negocios y su relevancia a la hora de diferenciarse de la competencia, aprovechar una ventaja competitiva, estructurar la cadena de valor o adaptarse a los cambios del medio.

Hay un sin número de propuestas de modelos de negocios que pretenden interpretar mejor el funcionamiento de una empresa, sin embargo, la mejor perspectiva es aquella que considera a la empresa como parte de un sistema, por tanto, formada por una serie de componentes que se interrelacionan entre sí y generan un output a partir de los inputs que obtiene.

Actualmente el concepto de modelo de negocio se ha transformado en un elemento fundamental y muy atractivo para las empresas ya que tiende a considerarse casi como una “receta” para lograr el éxito.

Así, es posible encontrar en distintos círculos empresariales, personas que buscan conocer el secreto del éxito, de empresas que surgen prácticamente de la nada y son capaces de superar a muchas otras ya establecidas, con propuestas de valor que resultan atractivas a los clientes.

About these ads